• Homect_img
  • Health Information

Health Library

¿Qué Es la Rabia?

La rabia es una infección causada por un virus. El virus casi siempre es mortal, a menos que se trate antes de que aparezcan síntomas. Afecta al sistema nervioso central.

Las personas suelen contraer rabia a través de una mordedura o un arañazo de un animal infectado. En los EE. UU., los animales que suelen ser portadores del virus incluyen: murciélagos, mapaches, mofetas, zorros y coyotes. Los perros y gatos también pueden trasportar la enfermedad. El virus de la rabia se encuentra en la saliva, cerebro, o tejido nervioso de animales infectados. En los EE. UU., la rabia en humanos es poco frecuente.

Los síntomas de la rabia incluyen:

  • Dolor, hormigueo, o comezón en el sitio de la herida por mordedura u otro sitio de entrada viral
  • Músculos rígidos
  • Producción incrementada de saliva espesa
  • Síntomas similares a los del resfriado, como dolor de cabeza, fiebre, fatiga, y náusea
  • Espasmos y contracciones dolorosas de la garganta al exponerse al agua
  • Comportamiento errático, excitado, o extraño
  • Parálisis

Los síntomas pueden no aparecer durante semanas, o incluso años, después de una mordedura.

Si es mordido por un animal, lave la herida de inmediato. Consulte a su médico o diríjase al centro de urgencias.

¿Cuál Es la Vacuna contra la Rabia?

La vacuna se fabrica a partir del virus muerto de la rabia. Se administra mediante inyección.

¿Quién y Cuándo Debería Vacunarse?

Hay dos razones para la vacuna contra la rabia:

  • Vacunación preventiva
  • Vacunación después de la exposición

Vacunación preventiva

Se aplica a las personas que corren un riesgo alto de exposición a la rabia, tales como:

  • Veterinarios y personas que trabajan con animales
  • Trabajadores de un laboratorio de investigación de la rabia
  • Exploradores de cuevas
  • Viajantes que puedan tener contacto con animales rabiosos

La vacuna preventiva se aplica en tres dosis. La segunda dosis se aplica 7 días después de la primera, y la tercera se aplica entre 21 y 28 días después de la primera. Las personas que puedan estar expuestas al virus en varias oportunidades deberían realizarse análisis regulares para determinar su estado inmunitario. Se pueden necesitar dosis de refuerzo.

Vacunación después de la exposición

La vacuna después de la exposición se aplica en cualquier persona que haya sido mordida por un animal o haya estado expuesta por cualquier otro medio a la rabia. Esta vacunación incluye cinco dosis de la vacuna contra la rabia. Una dosis se aplica inmediatamente después de la exposición y, luego, se aplican cuatro dosis adicionales al tercer, séptimo, decimocuarto y vigésimo octavo día. Además, se debería administrar una inyección de inmunoglobulina (IG) junto con la primera dosis de la vacuna. Las personas que ya fueron vacunadas anteriormente, reciben dos dosis. Una dosis se aplica inmediatamente después de la exposición y la otra, al tercer día. No es necesario suministrar IG a quienes ya hayan recibido la vacuna.

¿Cuáles Son los Riesgos Asociados con la Vacuna contra la Rabia?

Como cualquier vacuna, la vacuna contra la rabia puede provocar problemas graves, como una reacción alérgica grave. Pero el riesgo de daño grave o muerte es extremadamente bajo.

Los problemas que se suelen informar incluyen:

  • Dolor, enrojecimiento, inflamación o picazón alrededor del lugar donde se aplicó la inyección
  • Dolor de cabeza
  • Náusea
  • Dolor abdominal
  • Dolores musculares
  • Mareos
  • Urticaria
  • Dolor en las articulaciones
  • Fiebre

En pocas ocasiones, se registró una enfermedad similar al síndrome de Guillain-Barré y otros trastornos del sistema nervioso tras la aplicación de esta vacuna.

¿Quién No Debería Vacunarse?

Consulte a su médico antes de recibir la vacuna si:

  • Sufrió una reacción alérgica potencialmente mortal a una dosis previa de la vacuna contra la rabia o a cualquiera de sus componentes
  • Tiene el sistema inmunológico debilitado debido a una enfermedad, a medicamentos o al cáncer
  • Padece una enfermedad moderada a grave: espere hasta que se haya recuperado antes de recibir la vacuna preventiva. Pero, si estuvo expuesto a la rabia, debería recibir la vacuna de inmediato.

¿De Qué Otras Maneras Se Puede Prevenir la Rabia Además de la Vacunación?

Algunas medidas para prevenir la rabia incluyen:

  • Vacune a las mascotas de casa.
  • Evite el contacto con animales silvestres.
  • No toque a animal silvestre alguno, incluso si parece estar muerto.
  • Selle las aberturas del sótano, de la entrada y del ático De esta forma, evitará que entren animales en su casa.
  • Informe a las autoridades de control de animales acerca de cualquier animal enfermo o que se comporte de manera extraña.

Los síntomas de la rabia en los animales pueden incluir:

  • Comportamiento irregular (con frecuencia agresividad o ferocidad excesiva)
  • Desorientación (p. ej., animales nocturnos como el murciélago o el zorro que son vistos a plena luz del día)

¿Qué Sucede en Caso de un Brote?

En caso de un brote, las autoridades identificarán y controlarán la fuente del brote. Además, incrementarán la vigilancia de animales salvajes y domésticos. Se tomarán medidas para incrementar los índices de vacunación animal contra la rabia y se proporcionará educación acerca de seguridad al público.

Revision Information

  • WHERE CAN I GET MORE INFORMATION?

  • Global Alliance for Rabies Control

    http://www.rabiescontrol.net/

  • Vaccine and Immunizations

    Centers for Disease Control and Prevention

    http://www.cdc.gov/vaccines/

  • World Health Organization

    http://www.who.int/en/

  • Rabies. EBSCO DynaMed website. Available at: http://www.ebscohost.com/dynamed/what.php . Updated December 2008. Accessed March 3, 2008.

  • Rabies. US Centers for Disease Control and Prevention website. Available at: http://www.cdc.gov/rabies/ . Accessed February 2, 2007.